Por Michelle Urzuaga.
Morelia Michoacán a 6 de junio de 2018.- Una encuesta realizada por la empresa “Valenzuela y Asociados”, nos sorprendió este miércoles con una muestra de que en Morelia, parece que los electores se estarían decidiendo por un cambio de gobierno en la Presidencia Municipal y elegirían a la candidata del Partido Revolucionario Institucional, Daniela de los Santos Torres.

Hace unos días, aquí mismo lo dije: el pulso que traigo de preguntar en las calles, me indica que varios morelianos ya no quieren a un hombre en la Presidencia municipal y sí, por el contrario, parece que la joven priísta está siendo una especie de imán poderoso para la atracción de votos, particularmente de las mujeres y los jóvenes.

Sin embargo, si fuera Daniela de los Santos no me confiaría nada, pues la ventaja con la que aparece en esta encuesta es muy pequeña: la encuesta arroja en el primer lugar a la candidata Daniela de los Santos Torres, con un 19.8% en la intención del voto, seguida por el candidato independiente, Alfonso Martínez, con el 19.2%.

Atrás, a 5.5 puntos de distancia del primer lugar, viene Carlos Humberto Quintana Martínez, de la coalición electoral Por Morelia al Frente PAN, PRD y MC, con el 14.3%, y ya muy rezagados aparecen, Raúl Morón Orozco, del partido Morena, con el 10.5%; Fausto Vallejo Figueroa, del Partido Encuentro Social, con el 9.4%; Constantino Ortíz García, del Partido Verde, con el 1.0% y César Santoyo Muñóz, del partido Nueva Alianza, con el 0.2%, en la preferencia electoral.

Las encuestas suelen ser instrumentos propagandísticos a favor de unos y en contra de otros, pero hay cosas que me llaman la atención en el ejercicio que se publicó esta mañana, por ejemplo, quien ya fue varias veces Presidente de Morelia, Fausto Vallejo, aparece muy atrás y no me parece raro por dos razones: porque la sociedad no olvida el hecho de que su hijo menor se sentó a beber cerveza con uno de los delincuentes más buscados en el país, y porque se han invadido de ánimo negativo sus estructuras, pues se enteraron de que el estrés de la campaña tiene al candidato muy delicado de salud y con la posibilidad de abandonar la carrera.

Lo de Alfonso Martínez, tampoco me parece entraño. Los golpes que le han dado han sido tan expandidos, que le han hecho un boquete a su barco y se está hundiendo cada día más, además de que era normal que una vez que aparecieran nuevos rostros como rivales, el foco de atención se dividiría, restándole puntos al Presidente independiente que pretende la reelección.

De los otros candidatos poco habría que decir. En términos generales, Carlos Quintana puede crecer y yo le prestaría la atención debida. Raúl Morón, resultó un candidato incómodo para la marca Morena y está estancado. César Santoyo, está prácticamente fuera de combate, lo mismo que Constantino Ortíz, lo cual se puede apreciar en la actitud que asumió anoche en un debate televisivo, en donde se preocupó más por golpear a la candidata que hoy amaneció puntera.

Con seguridad, este candidato ya tenía la encuesta que apareció y encendió los focos de alerta en más de alguna casa de campaña.