Funcionarios del Ayuntamiento “enredan” más el programa de fotomultas con información a medias

0
65

Por abundio Molinero

Morelia Michoacán a 5 fr abril de 2016.-Entre el desconocimiento del porcentaje que cobrarán las empresas que participen en la convocatoria de las fotomultas además de reafirmar que dicho programa para la empresa “obviamente es un negocio” y hasta desconocer que el reglamento de tránsito obliga a las autoridades municipales a implementar programas de educación vial, se llevó a cabo una rueda de prensa “informativa” en la cual quedaron más dudas de las que ya había anteriormente.

 

La “enredada” rueda de prensa fue presidida por el Secretario de Innovación y Efectividad Gubernamental del Ayuntamiento de Morelia, Antonio Plaza Urbina junto con Yankel Benitez Silva, Secretario de Administración, quienes trataron de convencer a los presentes de las “bondades del programa” que pretende cobrar multas a quienes cometan alguna infracción al reglamento ya sea pasándose los semáforos en rojo o excediendo los límites de velocidad.

 

Las muchas preguntas de los reporteros, fueron contestadas a medias por los funcionarios ya que dijeron desconocer el porcentaje de lo que se le pagará a la empresa por cada multa pagada por parte de los ciudadanos al precisar; “pues preguntenle a la empresa cuanto es lo que va a cobrar”.

 

Plaza Urbina por ejemplo, dijo: “tenemos que pensar que cada vez que usamos el automóvil generamos costos para la ciudad, no necesariamente costos económicos pero los automóviles nos cuestan mucho dinero, piensen ustedes cuanto dinero del presupuesto municipal se invierte en relación con los autos, bacheos, balizamientos, semáforos, agentes de policía, estacionamientos y todo el espacio público que se utiliza por los autos”, señaló de manera vaga.

 

Mientras que Yankel Benitez puntualizó que debido a que es una empresa la que intenta colocar las cámaras que no le costarán un solo peso al municipio, “obviamente es su negocio”  y que los tiempos para que se pueda emitir la convocatoria podría ser entre el 12 o 13 de abril y que a partir de ahí, hay entre 45 y 60 días para culminar con el proceso de licitación.

 

Ambos dijeron desconocer aún en cuales cruceros o vías rápidas se colocarían las cámaras, “pero deben ser vías en las cuales la velocidad sea restringida para que los automovilistas no excedan los límites establecidos como en Avenida Camelinas, todo el Libramiento, Avenida Acueducto, las salidas de la ciudad, Avenida Periodismo y en algunos tramos de la Avenida Madero”.

 

Antonio Plaza precisó que el programa de fotomultas, no es un impuesto más, “solo se trata de que los automovilistas sepan que hay autoridad y que deben de respetar las leyes”, sin embargo, al cuestionarle que si no es una contradicción exigir al conductor de un auto que cumpla con los reglamentos cuando el propio ayuntamiento no cumple con el Reglamento de Tránsito pues ahí, en el capítulo VIII en sus artículos 27, 28 y 29, habla de los programas de educación vial que se deben implementar, la respuesta del funcionario municipal fue “eso no está en el reglamento de tránsito”.

 

Al insistirle que hay varios artículos del reglamento que obligan al municipio en su área de tránsito a llevar a cabo programas de educación vial los cuales no solo se limita a decirles a los automovilistas que no infrinjan los reglamentos sino que deben ser programas integrales que abarquen, balizamiento, sincronía de semáforos, bacheo, vueltas a la derecha, respeto a las paradas establecidas del servicio público y retiro de autos mal estacionados lo que hasta la fecha no se hace, la respuesta del secretario fue: “pues los haremos”.

 

Para Yankel Benitez lo que se haría es que en lugar de programas de concientización vial a la población; “se contempla una etapa de hacer conciencia en la ciudadanía, estamos buscando dentro de los anexos y dentro de las bases establecer un periodo de gracia en el cual se emitan las fotomultas correspondientes sin que generen un cobro para ir haciendo conciencia, que la ciudadanía empiece a acostumbrarse a no exceder los límites de velocidad y a generar una cultura vial mucho mayor en los morelianos”.

 

Ante la pregunta del por qué no antes de que salga la convocatoria se lleva a cabo un debate público o un plebiscito como lo proponen algunos diputados y regidores, Antonio Plaza respondió en tono sarcástico: “pregunta 1 del plebiscito; usted está de acuerdo en pararse cuando el semáforo esté en rojo?, pregunta dos del plebiscito, usted está de acuerdo en que cuando hay un disco que dice que hay que circular a menos de 60 kilómetros por hora puede ir usted a 120?, yo creo que hay cosas que no son sujetas de plebiscito, a final de cuentas no le vamos a preguntar a la gente si está de acuerdo en que la multa es cuando viole el reglamento de tránsito, eso es de sentido común, al final de cuentas hay muchas cosas en este país que están mal por que no aplicamos la ley y esta es una de ellas”.

 

Por último, ambos funcionarios defendieron el programa al insistir que se debe respetar el reglamento de tránsito municipal el cual la mayoría de los automovilistas desconoce debido a la falta de difusión por parte precisamente, de quienes de deberían encargar de difundirlo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here